Sostenibilidad de la estructura

El Código Estructural desarrolla en su anejo 2 una metodología para calcular el índice de contribución de la estructura a la sostenibilidad (ICES). Este índice considera cuatro aspectos de la sostenibilidad: prestacional, económico, social y medioambiental. Es decir, el ámbito de actuación no se limita a la valoración medioambiental de una estructura, sino que se enmarca en la consecución de los objetivos de desarrollo sostenible de la Agenda 2030.

Dicho modelo permite evaluar la contribución a la sostenibilidad de los diferentes procesos, productos y agentes que intervienen en el proyecto y ejecución de la estructura, como el proyectista, el constructor y los fabricantes de los diferentes productos.

De esta forma, se facilitan las herramientas, para que  la propiedad que lo desee, pueda definir el nivel de contribución a la sostenibilidad de una estructura, cuya determinación se realiza mediante el cálculo del índice de contribución de la estructura a la sostenibilidad (ICES), definido en el anejo 2 “Sostenibilidad”. Cuando la propiedad así lo requiera, el autor del proyecto, realizará una estimación inicial del índice ICES y a partir del mismo, definirá la correspondiente estrategia para la sostenibilidad. La dirección facultativa, será la encargada de recalcular el ICES al término de la obra e informar a la propiedad del resultado del ICES para valorar la sostenibilidad de la estructura.